Hotel Iberostar Playa de Palma | Comenza

Sostenibilidad contemporánea para una rehabilitación hotelera integral

A escasos minutos del centro de la ciudad de Palma de Mallorca nos encontramos con la playa de Palma, un extenso arenal de más de cinco kilómetros en cuyo centro y dentro de una amplia parcela rectangular, se sitúa el Hotel Iberostar Playa de Palma. La edificación ocupa el emplazamiento con una distribución en forma de C, que envuelve en planta baja una gran piscina y zonas de recreo. Con sus fachadas y huecos de alineación quebrada se ofrece protección y privacidad a las habitaciones al tiempo que enfoca las perspectivas al conjunto de la bahía de Palma.
El complejo ha pasado recientemente por un proceso de renovación integral, que le ha permitido alcanzar la categoría de cinco estrellas en una zona clave para el turismo de la isla. Esta transformación ha sido galardonada además con el premio Rethink Hotel dentro de la categoría de los diez mejores proyectos de rehabilitación hotelera sostenible en España.

Una de las estrategias para reducir el consumo energético ha sido facilitar la entrada de luz natural, convirtiendo la luminosidad del Mediterráneo en un material de diseño más. La sustitución de las antiguas barandillas metálicas y carpinterías oscuras por grandes ventanales con carpintería blanca y barandillas de paneles de vidrio en los balcones, elimina las barreras al paso de luz y permite incorporar las citadas vistas del entorno a los espacios interiores, renovando y actualizando además la imagen del conjunto.
Los tonos blancos, arena y azules de los acabados interiores y exteriores contribuyen a la creación de ambientes amplios y relajados, que refuerzan la atmósfera vacacional.
Idéntica estrategia en el uso de materiales y potenciación del paisaje se sigue en la azotea panorámica, donde se ha completado la reforma con la instalación de un solárium y una piscina infinity.

El sistema de barandillas instalado es el modelo GlassFit SV-1301 de la firma Comenza, cuyo diseño minimalista, con paneles de vidrio templado montados sobre un perfil de suelo continuo en aluminio anodizado, contribuye decididamente a la modernización de la fachada.
El panel se fija interiormente al perfil de forma rápida y sencilla con cuñas, calzos y juntas, sin necesidad de perforar el vidrio ni hacer uso medios auxiliares o herramientas especializadas, permitiendo agilizar tiempos y reducir costes de puesta en obra, factores muy relevantes en una reforma que ha precisado más de mil metros de barandilla. La facilidad de instalación se refuerza con el apoyo constante y adaptado al proyecto de la Oficina Técnica de Comenza, que facilitó a proyectistas e instaladores recomendaciones sobre la modulación de los paños de vidrio, el anclaje adecuado y la instalación, así como toda una completa documentación técnica (fichas técnicas, detalles constructivos en soporte CAD, ensayos MEF y físicos, certificados y memorias).

Hotel Iberostar Playa de Palma

Mallorca, España

  • Glassfit Flow SV-1301